Circuito Patagonia Insular – Continental. Chiloé – Parque Pumalin – Puerto Montt


La ruta se va creando sola a medida que ocurren los hechos, y en este caso fue la rotura de los frenos de la bicicleta de Susana, lo que nos obligó a viajar de Chaitén a Puerto Montt para poder repararlos y continuar el viaje. Una vez en la capital de la región de Los Lagos, decidimos trazar este circuito, que comenzó en Puerto Montt rumbo a la isla De Chiloé, para llegar a Quellón y cruzar a Chaitén, desde ahí tomar rumbo norte por el tramo faltante de Carretera Austral hasta llegar nuevamente a Puerto Montt, con más de 500km de extensión. A esta vuelta gigante le llamamos “Circuito Patagonia insular Continental de la región de Los Lagos”.

Puerto Montt

Comenzamos el circuito en la capital de la región de Los Lagos. Puerto Montt es un punto estratégico en el seno de Reloncaví, donde comienza la Carretera Austral, desde donde salen y llegan barcazas hacia los poblados de la patagonia austral, donde llegan cruceros, llegan embarcaciones desde y hacia Chiloé. Es el punto de confluencia entre el norte y el extremo sur de nuestro país; acá la depresión intermedia se hunde en el Océano Pacífico, dando paso a una infinidad de islas, canales y fiordos, que se extienden por toda la Patagonia hasta la Antártida.

Puerto Montt es una ciudad en crecimiento continuo y vertiginoso, en menos de 10 años ha casi duplicado su población, y está lleno gente, comercio y diversos rubros de todo el país. Tiene diversos atractivos entre los que recomendamos:

  • Mercado de Angelmó
  • Costanera
  • Museo Juan Pablo II
  • Isla Tenglo
  • Monumento natural Lahuen Ñadi
  • Casa de arte Diego Rivera

Desde este punto tomamos la ruta Panamericana 5 Sur rumbo a Pargua. La carretera es una gran vía de 3 carriles por lado, la cual tiene una ancha berma, que nos permite viajar tranquilos y sin grandes sobresaltos. Debemos tener cuidado con los accesos y salidas a la ruta, ya que existe mucho tráfico y circula mucho vehículo pesado, buses y camiones, ideal llevar chaleco reflectante o ropas vistosas, más luces de ser necesario. Esto será la tónica cada vez que tomemos la ruta 5 a lo largo de nuestro país.

El camino no tiene grandes desniveles, salvo 2 cuestas de baja dificultad. Por esta misma ruta existe un desvío para llegar a Calbuco, a 31km; una de las caletas y pueblos mas bellos de la zona, muy recomendado de visitar. En este mismo lugar existe un peaje, en el cual no tenemos que pagar, y pasamos por un costado. 11Km antes de llegar a Pargua se encuentra a la derecha el cruce longitudinal, donde podemos llegar a Maullin y Carelmapu, hermosos y escondidos lugares de la zona.

Luego de 61km llegamos a Pargua, que es un pequeño pueblo desde donde zarpan las barcazas hacia Chiloé. En este pueblo encontramos comercio, hospedajes y cajero automático. Acá tomamos la barcaza para cruzar hacia Chacao, el cruce se realiza 24 horas al día, siempre y cuando el tiempo lo permita, el valor para bicicletas es de $2.000. Una vez nos embarcamos cruzamos a esta mágica isla, llena de leyendas, historias, y muy desafiante de recorrer.

 

Chiloé

Chacao

Después de 30 minutos de viaje por el canal de Chacao llegamos a este pueblo, puerto de entrada a la isla y uno de los más antiguos. Es un pueblo pequeño, donde puedes encontrar comercio, hospedaje y camping.

Desde Chacao tomamos la ruta 5 Sur, apenas saliendo comenzamos con mucha curva, subidas y bajadas. En algunos tramos tenemos pendientes muy fuertes, tanto en subida como bajada. Además la carretera, en casi toda la isla, solo tiene 1 carril por lado y muy poca, o nula, berma. Por lo que debemos tener extrema precaución con la conducción, ya que transitan muchos camiones y buses a alta velocidad. En esta parte el asfalto se encuentra bastante fracturado y en algunas partes con hoyos, la causa debe ser el intenso tráfico mas la lluvia, que provoca que el asfalto se vaya quebrando poco a poco.
</>
La geografía de la isla es muy compleja, ya que su relieve son en su mayoría cadenas de colinas, por lo que sus caminos son muy sinuosos y llenos de cuestas, subidas y bajadas como una montaña rusa. Esto lo comprobamos apenas unos pocos km de comenzado la ruta; vemos enormes bajadas seguidas de unas subidas con fuerte pendiente, una tras otra, que te dejan muy agotado. En el camino encontramos casas, campo y bosque, siendo un entorno muy bello para recorrer. Unos pocos kilómetros antes de llegar a Ancud nos enfrentamos a una larga y difícil cuesta de unos 3km aproximadamente. Al terminar esta cuesta llegamos a la parte alta desde donde podemos contemplar una increible panorámica de la ciudad y su geografía.

Ancud

Desde la parte alta comenzamos a bajar hacia la bahía, vamos bordeando la playa hasta llagar al puente Pudeto, donde cruzamos el canal hasta llegar a la ciudad, aquí la podemos ver expandiendose por los cerros y apreciar como ha crecido rápidamente. La ciudad está llena de subidas, típico de las ciudades puerto, por lo que después de 30km desde Chacao llegamos a la plaza de Ancud.

Ancud es una ciudad muy histórica, es parte importante de la colonización española de la isla. Acá podemos encontrar el antiguo fuerte San Antonio, y desde este lugar zarpó la famosa “Goleta Ancud”, que navegó hasta el Estrecho de Magallanes para construir el Fuerte Bulnes. Antiguamente existía una iglesia patrimonial, la cual fue dinamitada después del terremoto de 1960. Es una de las ciudades más antiguas y pobladas de la isla grande, aquí podemos encontrar todos los servicios, visitar la ciudad y conocer su historia. Recomendamos:

  • Playa Arena Gruesa
  • Fuerte San Antonio
  • Museo Regional
  • Plaza de Armas
  • Fundación amigos de las iglesias de Chiloé
  • Costanera
  • Pingüineras

Saliendo de Ancud rumbo al sur tenemos una larga cuesta, hasta llegar a la parte alta de los cerros., una vez allí el camino continua de forma sinuosa y mucho sube y baja. A 40km llegamos a Degañ, donde existe un cruce hacia la Ruta Costera y Quemchi, aquí puedes seguir por la misma ruta 5 Sur hasta llegar a Castro, o tomar el cruce rumbo Este hacia la costa, nosotros tomamos la segunda opción, ya que el camino es mucho más interesante y atractivo.

 

Quemchi

Tomamos el cruce hacia Quemchi, donde el camino está pavimentado pero es bastante complejo. Como en toda la isla está lleno de subidas y bajadas, pero existe un tramo donde las bajadas son enormes, seguidos de fuertes pendientes, hasta de unos 40° aproximadamente, lo que convierte a la ruta en una verdadera montaña rusa, además el camino tiene varias grietas y hoyos, por lo que es un tramo agotador y desafiante que pone a prueba nuestra habilidad con el manejo de la bicicleta y el uso de los cambios. Despues de muchos sube y baja llegamos a una subida con un arco que nos da la bienvenida a “Quemchi, la ciudad de los mil paisajes”. Seguimos por el camino, donde comienza una fuerte bajada hasta llegar a la entrada del pueblo. Los caminos continuan con mucha subida y bajadas abruptas, algo típico de esta loca geografía. Después de 23km de intenso camino llegamos a este rincón escondido, lleno de aire tradicional e historia.

Quemchi es un pequeño pueblo, muy tranquilo y que conserva aún esa mística y espiritu chilote, que se ha perdido paulatinamente a causa de la modernidad. En el podemos encontrar hospedaje y comercio. Existen muchos atractivos que podemos encontrar, entre ellos:

  • Humedal de Quemchi, donde podemos ver muchas aves, entre ellas al Martín Pescador.
  • Costanera
  • Iglesia
  • Biblioteca
  • Museo viviente de tejedoras de Chiloé, donde puedes encontrar artesanía típica de productoras locales.
  • Casa Museo Francisco Coloane, que fue traída por una Minga hasta Quemchi, convirtiendose en museo de este gran escritor de nuestra literatura.

Para continuar la ruta hacia el sur debemos volver 2km hasta la bifurcación Tenaún – Dalcahue. El camino se encuentra pavimentado hasta la altura de Chaurahué, luego comienza camino de ripio, en algunos tramos bueno y otros en regular estado. En los primeros kilómetros nos encontramos con fuertes pendientes en subida y bajada, y a 5km desde Quemchi llegamos a Aucar, la isla de las almas navegantes según Francisco Coloane. Una hermosa isla por la que cruzamos a través de una pasarela peatonal de madera de 500m, que nos inserta en un viaje de magia y naturaleza. En la isla se encuentra un parque botánico y una de las iglesias patrimoniales de Chiloé.

Continuando el camino, entre subidas y bajadas, pasamos por la Laguna Popetán y llegamos al puente Chaurahué, que corresponde a una entrada de mar en la isla, desde este punto el camino comienza con ripio en distinto estado, en partes más suelto y con piedras, y otros sectores más compactados y con algo de barro, un poco más al sur existe un desvío para ir a Colo donde existe otra iglesia patrimonial. El camino es poco transitado, lo que nos entrega el placer de estar viajando solos por largos momentos, disfrutando y contemplando el paisaje que mezcla campo, bosque, y un poco de aire costero.

A 22km llegamos a Tocoihue, un pequeño poblado donde está la bifurcación hacia Tenaún por el Este, donde se encuentra otra iglesia patrimonial, y hacia Dalcahue por el Oeste siguiendo la ruta costera. En Tocoihue se encuentra un hermoso salto de agua, la Cascada de Tocoihue, que se abre paso a través del bosque, mostrando su belleza natural. En el sector existe lugar para acampar y puedes bajar hasta la base de la cascada.

Siguiendo la ruta costera hacia Dalcahue, los primeros 10km son muy complejos ya que se están realizando trabajos en la ruta, el camino es ripio y en ciertos tramos se convierte en puro lodo y piedras, a esto se suma que hay mucho tránsito de camiones y maquinaria pesada, y en ocasiones se angosta por lo que puede pasar un solo vehículo; el camino también posee muchas subidas y bajadas, por lo que recomendamos mucha precaución y respeto con los otros vehículos. Al llegar al sector de Puchaurán comienza el pavimento, en buen estado ya que se asfaltó hace poco tiempo, acá nos enfrentamos a una larga cuesta, luego el camino continua con subes y baja de diversa intensidad, de pronto comenzamos una larga bajada de fuerte pendiente y con muchas curvas, llegamos a un puente donde cruzamos un río, y luego debemos subir todo lo que bajamos por una larga y agotadora cuesta. El camino continúa con subidas, bajadas y tramos planos, luego tenemos una bajada hasta llegar a una bifurcación, a la izquierda bajamos hacia Dalcahue y hacia la derecha llegamos a la ruta 5 Sur. Tomamos a la izquierda y bajamos progresivamente hasta llegar al centro de Dalcahue.

Dalcahue

A 30km desde Tocoihue llegamos a una de las ciudades más carácterísticas de la isla. Acá encoentramos todo lo representativo de la isla y su cultura, artesanías, pesca, comida y arquitectura típica de la zona. Es un lugar tranquilo para poder descansar, disfrutar la comida típica y conocer más de la magia de esta bella isla. Recomendamos visitar:

  • Feria Artesanal
  • Mercado
  • Costanera
  • Iglesia Patrimonial

Desde Dalcahue podemos cruzar en barcaza a la isla de Quinchao, en un cruce de 15 minutos aproximadamente, desde Dalcahue salen minibuses hacia Quinchao y sus poblados. En esta isla, una de las 32 del archipielago, podemos visitar los pueblos de Curaco de Velez, Achao y Quinchao, entre otros. En estos dos últimos se encuentran iglesias patrimoniales, de gran belleza y que cautivan por su increíble arquitectura y construcción en madera, razón por la cual las islas de Chiloé están declaradas como patrimonio de la humanidad. El camino principal de esta isla mantiene la tónica de la isla grande, una ruta llena de curvas, cuestas y bajadas.

Seguimos por la ruta costera rumbo Sur, saliendo de Dalcahue enfrentamos una pequeña pero fuerte subida, luego el camino continúa relativamente plano hasta llegar a una larga y pesada cuesta, en ciertos momentos tiene mucha pendiente por lo que se hace difícil el pedaleo, precaución ya que al no existir berma los vehículos pasan muy pegados, incluyendo camiones y buses. Luego de esto tenemos una serie de bajadas hasta llegar a la ruta 5 Sur, luego seguimos por esta ruta, y a unos 6km desde el cruce llegamos a Castro. En la entrada encontramos a mano derecha una población de palafitos, que es una construcción clásica de la zona.

Castro

A 20km desde Dalcahue llegamos a la ciudad principal del archipielago de Chiloé, lamentablemente tiene cada vez menos de la esencia chilota y más de ciudad, sin embargo conserva sectores típicos de la isla, recomendamos:

  • Iglesia patrimonial
  • Poblaciones de Palafitos, hay varias repartidas por la ciudad
  • Mirador Cerro Millantuy
  • Costanera
  • Museo de Castro

Saliendo de Castro existe una larga subida, pero de poco desnivel, una vez que la superamos seguimos por la Ruta 5, y a sólo 4km se encuentra el poblado de Nercón, donde podemos ver otra de las iglesias patrimoniales. La ruta continúa de forma sinuosa como en los tramos anteriores, a 19km llegamos al cruce donde podemos ir a Chonchi.

Chonchi

A 21km de Castro llegamos a este pueblo, de construcciones antiguas y tradición. Aquí podemos ver varios atractivos, como:

  • Iglesia Patrimonial
  • Mercado Artesanal
  • Costanera

Avanzando rumbo sur hacia el sector de Huicha, por la ruta W-853, a 5km aproximadamente por la costa, llegamos a la barcaza que nos permite cruzar a la Isla Lemuy, en ella podemos visitar numerosos pueblos como Ichuac, Puqueldón, Aldachildo, Detif, donde encontramos varias iglesias patrimoniales, y podemos conocer los lugares más recónditos del archipiélago. Siguiendo también por la ruta W-853 hacia el sur llegamos al pueblo de Queilen.

Saliendo desde Chonchi hacia el sur por la Ruta 5, a 4km nos encontramos el cruce donde podemos ir al lago Huillinco, el Parque Nacional Chiloé y Cucao. Siguiendo por la ruta 5 a unos 13km vemos el lago Tarahuin; a poco andar comienza una fuerte pendiente en bajada con mucha curva, llegamos al valle y el camino empieza a subir en una larga y pesada cuesta, muy peligrosa ya que no existe berma, y las múltiples animitas dan cuenta de ello, esta es la famosa “cuesta venado”. Es recomendable caminar con la bici al lado, teniendo máxima precaución. Una vez superada esta cuesta el camino continúa con subidas y bajadas, luego empieza un sector con planicie y suaves bajadas donde se aprecia el lago Natri. El camino continúa y pasado el sector de Compu tenemos otra larga cuesta que dobla hacia la derecha. Durante el camino solo encontramos pequeñas localidades, grupos de casas y bosque. Luego de seguir entre subidas y bajadas llegamos al cruce Colonia Yungay, donde podemos ir hacia el Parque Tantauco. Al llegar al sector de Agua Fresca enfrentamos la última cuesta, acá estamos a 8km de la última ciudad de la isla grande.

Quellón

A 67km de Chonchi, y luego de una larga bajada llegamos a esta ciudad, último poblado de la isla, y punto final del recorrido por Chiloé. Es una ciudad pequeña, donde podemos encontrar mucho comercio, una linda costanera, y el Hito Cero. Camino al sector de Punta de Lapas llegamos a este hito internacional, punto donde se acaba la Ruta 5, y la Carretera Panamericana que viene desde Ancorage, Alaska; un lugar muy simbólico para terminar la ruta por la isla grande, en más de 200km de camino. En Quellón tomamos la barcaza rumbo a Chaitén, el costo es de $9.500 pesos chilenos para bicicletas, y zarpa 2 veces por semana. Aquí zarpamos de vuelta a Chile Continental y la Carretera Austral, donde continuamos el circuito rumbo hacia el norte.

 

Parque Pumalin

Es una de las reservas naturales más hermosas a nivel mundial, con 410.000ha, en este lugar a cada kilómetro encuentras algo increible; en este tramo te encontrarás con la naturaleza en su estado más salvaje y puro, selvas impenetrables, grandes montañas, lagos y ríos, un clima extremo, y si pasas en temporada baja, puedes disfrutar de los camping gratis, estar solo en la ruta, y estar solo en contacto con la naturaleza. Su magia es cautivante, y dan ganas de volver una y mil veces para encontrarse con esta naturaleza indómita, que cada vez es más escasa.

Desde Quellón tomamos la barcaza hacia Chaitén, demora unas 5-6 horas el viaje dependiendo del clima. Una vez llegamos a Chaitén tomamos rumbo norte hacia Caleta Gonzalo, el camino está pavimentado, tiene varias curvas y pequeños desniveles, luego tenemos una larga subida, seguida de una bajada, hasta Santa Bárbara, una pequeña localidad costera a unos 11km desde el pueblo, desde acá se aprecia el hermoso y solitario cerro Vilcún. Después de esta localidad solamente tenemos ripio, a veces en malas condiciones, y a veces mucho barro, ya que están en trabajos de ensanchamiento y futura pavimentación de la ruta. Esta zona es muy lluviosa, quizás una de las más lluviosas del país, por lo que hay que estar preparados para las peores condiciones climáticas, y del camino, que se puede convertir en un verdadero barrial.

Ingresamos a los terrenos del Parque Pumalin, a 13km de Chaitén encontramos la casa del guardaparque, donde tenemos información del parque, sus senderos, sitios de acampada, el cuidado que debemos tener con la basura y el trato hacia la flora y fauna. En este lugar existe un pequeño refugio que podemos usar como emergencia si nos pilla mucha lluvia o la noche.

Continuando camino avanzamos entre ripio y barro en algunos sectores, nos encontrarnos con trabajos en el camino, acá el camino es muy estrecho y existe maquinaria pesada, por lo que debemos transitar con mucha precaución. El camino sigue entre la frondosa selva, y de repente el paisaje cambia abruptamente, pasamos de la tupida selva a un valle desolado, lleno de árboles calcinados, una franja de vegetación quemada hasta las raíces, hasta la cima de los cerros circundantes, naturaleza muerta… son los rastros que han quedado de la erupción del Volcán Chaitén, que el año 2008 despertó y desató su furia, provocó numerosos lahares, desbordes de ríos, expulsó millones de toneladas de material a la atmósfera, y casi provocó la desaparición del pueblo de Chaitén, un recordatorio de la fuerza de la Tierra, y nuestra pequeñez frente a su grandeza y poder. En esta parte de la ruta vemos el volcán a lo lejos, que continúa emitiendo fumarolas día y noche. El paisaje es increíble, el cual nos da una pequeña idea de la magnitud de esta erupción.

Continuamos el camino y el paisaje poco a poco vuelve a la frondosa selva patagónica, a 17km de la casa del Guardaparque, y luego de cruzar el Río Blanco, llegamos a la entrada del camping El Volcán, ingresamos por un camino entre la vegetación unos 2km aproximadamente y llegamos a la oficina del Guardaparque. El camping está muy bien construido, el entorno limpio, sin basura, los refugios adaptados para la lluvia, y todo diseñado para causar el mínimo impacto en la naturaleza pura que nos rodea.

Continuamos camino hasta llegar al hermoso lago Río Blanco, el camino lo bordea en un tramo, donde podemos apreciarlo y contemplar su belleza. El camino comienza a subir progresivamente, y luego se transforma en una larga subida llena de curvas, en algunas partes el ripio está suelto y dificulta el pedaleo; el camino también en algunos tramos es bastante estrecho, por lo que debemos hacernos a un costado y permitir el paso.

Después de la larga subida llegamos a una hermosa postal, el lago Río Negro, con sus oscuras aguas y su vista a las montañas. Acá existe un mirador donde podemos descansar, contemplando estos increibles paisajes, llenos de tranquilidad y belleza. Continuamos ruta y a 16km desde el último campamento llegamos al camping Cascadas Escondidas, más pequeño que el anterior, pero que conserva la estructura y diseño de los refugios, acá existen algunos senderos donde podemos llegar a unas bellas cascadas entre la densa vegetación.

Seguimos por nuestro camino dentro del Parque Pumalin, avanzamos por la ruta llena de Alerces, Helechos y un sinfin de plantas que hacen un denso entramado de vida y aire puro. Saliendo del campamento tenemos una larga subida, sin embargo el camino comienza a bajar, con largos tramos en bajada progresiva, hasta llegar al último camping, Caleta Gonzalo, a 14km del campamento anterior. Este es un camping maravilloso, para entrar debes bajar por el bosque y cruzar un puente de madera, llegamos al sector donde están los refugios, numerosos, muy bien construidos y cerca del río; en este lugar existe un fundo, donde en temporada alta puedes realizar muchas actividades y conocer más de la cultura del parque, es un muy buen lugar para descansar y, si van con tiempo, quedarse varios días.

Salimos del campamento y avanzamos unos 500m, llegamos a Caleta Gonzalo, donde se encuentra la rampa para tomar la barcaza, existe un restaurant y cabañas que funcionan en temporada alta. En este lugar se acaba la vía terrestre, y es necesario tomar 2 barcazas para llegar a Hornopirén, lo que convierte a esta travesía en toda una aventura.

Dependiendo de la fecha es necesario comprar los pasajes con anticipación. En nuestro caso que fuimos en invierno, los pasajes los compramos directo en la barcaza. En verano, temporada alta, es necesario comprar y reservar cupo para poder hacer el cruce. La ruta bimodal contempla 2 barcazas y 1 tramo por tierra; el pasaje cuesta $5.350 y contempla las 2 barcazas, se debe pagar por persona y bicicleta! Para este caso recomendamos conversar con algun camionero o camioneta que nos puedan llevar las bicis, así solo pagamos 1 pasaje.

Salimos de Caleta Gonzalo en la primera barcaza, el viaje toma unos 45 minutos, admirando bosques frondosos y montañas, hasta llegar a Fiordo Largo. Acá hay un tramo de 9km por un camino de ripio con poco desnivel, pero muy estrecho, donde circulan camiones y buses, hasta llegar a Leptepu, donde tomamos la segunda barcaza. Podemos pedir amablemente a alguna camioneta o camión que nos lleve para llegar en unos 20 minutos hasta el otro lado, sino debemos pedalear con toda nuestra energía antes que se vaya la barcaza, en caso contrario podemos acampar en los pocos espacios que tiene el camino. En Leptepu tomamos la segunda barcaza, que demora 4 horas aproximadamente hasta Hornopirén. Este es uno de los viajes más hermosos que puedes hacer en Chile, vemos enormes montañas nevadas, acantilados, bosques cayendo hacia el mar, la naturaleza en su estado puro. Podemos contemplar hacia el sur el imponente volcán Michimahuida, y a medida que finalizamos el viaje podemos ver hacia el norte el volcán Hornopirén. Al llegar a este pueblo de nombre homónimo al volcán, dejamos los territorios del Parque Pumalin, una de las reservas más grandes y hermosas del mundo, ubicada en la Patagonia salvaje e indómita.

 

Hornopirén

 

Esta pequeña localidad cuenta con comercio y algunos servicios, también podemos tener hospedaje y en temporada alta camping; los precios son algo elevados. El pueblo está rodeada de un hermoso paisaje natural, desde aquí podemos visitar varios atractivos como:

    • Parque Nacional Hornopirén
    • Volcán Hornopirén
    • Termas de Llancahué
    • Cascadas de Río Negro
    • Lago Cabrera
    • Parque Natural El Cobre

Continuando por la Carretera Austral o Ruta 7 hacia el norte, salimos de Hornopirén, el camino está asfaltado por unos 14km, luego de eso es ripio, con algunos tramos de pavimento. La salida del pueblo es una larga subida en curvas, luego de eso el camino es muy agradable, con muy poca pendiente, podemos disfrutar una vista hermosa de los bosques y grandes cerros. En el camino pasamos por las termas de Pichicolo, y unos kilómetros más allá llegamos a Caleta el Manzano. Desde aquí el camino es de ripio y tenemos una larga cuesta, una vez superada el camino va bordeando el cerro, y a unos 8km llegamos al cruce El Varal, desde donde podemos tomar un camino costero y llegar a Hualaihué, 8km hacia la costa. Aquí podemos tomar esa ruta y recorrer numerosas caletas como Rolecha, Aulen, Quidalco, La Poza, Chagual. Nosotros continuamos por la Ruta 7 unos 22km, por un camino sinuoso y lleno de cuestas hasta Contao, un pequeño poblado donde podemos comprar viveres y encontrar hospedaje si queremos. La ruta en este tramo nuevamente es pavimento, seguimos por el camino bordeando la costa, con tramos de ripio y pavimento, y a 10km llegamos a Caleta Puelche, en este punto podemos seguir por la ruta V-69 que llega a Cochamó y Ralún, o tomar la barcaza y cruzar a Caleta La Arena. Esta última fue la ruta que tomamos, rumbo a Puerto Montt.

En Caleta Puelche el pasaje para bicicletas es de $2.700 pesos chilenos, se paga en la misma embarcación y la subida es por orden de llegada. Tomamos la barcaza y cruzamos el Estero de Reloncaví, el viaje dura unos 30 minutos, usualmente hay viento y lluvia, sin embargo el paisaje es bellísimo. Al otro lado llegamos a Caleta La Arena, donde continuamos la Carretera Austral hacia el norte, desde aquí el camino está todo pavimentado. La ruta va bordeando la costa, donde podemos disfrutar la hermosa mezcla entre bosques, montañas, y aire marino. El camino tiene pequeñas localidades y comunidades rurales, a 9km pasamos por Lenca, una pequeña caleta de pescadores; aquí existe uno de los accesos para entrar el parque nacional Alerce Andino, aunque el camino no es muy bueno y en invierno está lleno de barro. A 16km llegamos a la localidad de Quillaipe, y a unos 11km llegamos a Chamiza, desde este pueblo podemos llegar al Lago Chapo y a la entrada principal del Parque Nacional Alerce Andino. El camino en todo el tramo está lleno de curvas, y varias cuestas que se encaraman por los cerros costeros, sin embargo el paisaje y su gente son la gran recompensa al sacrificio.

Desde Chamiza tan solo nos faltan 10km para llegar a Puerto Montt; a medida que nos acercamos el tráfico aumenta, vemos más urbanización y ruido, y comenzamos a ver la gran ciudad, capital de la región de Los Lagos; que fue nuestro punto de inicio en este gran circuito, esta gran O, y que ahora la vemos nuevamente con otros ojos, con una nueva mirada, una sensación de reencuentro y nostalgia.

Por último les dejamos un cuadro de distancias de este circuito, y los invitamos a compartir esta información para futuros viajeros.

Cuadro de distancias en km

Puerto Montt – Ancud

97

Ancud – Quemchi

63

Quemchi – Dalcahue

40

Dalcahue – Castro

20

Castro – Chonchi

22

Chonchi – Quellón

67

Chaitén – Caleta Gonzalo

56

Caleta Gonzalo – Hornopirén

78

Hornopirén – Puerto Montt

107

Anuncios